jueves, 21 de marzo de 2013

Poemas del libro Nuevo Mundo



Mira lo que hace


Él va el domingo a misa.
A la mezquita los viernes.
A la sinagoga el sábado
y a otros cultos cuando puede. 


Ayer lo encontré camino
al templo de Luteranos.
¿Qué tal, cómo andas? dije 

Voy al templo que está al lado. 

¿Vos siempre vas a los templos 

de cualquier nominación? 
Claro —dijo—, en todos ellos 
yo siento que está el Señor. 

Me siento bien protegido
por sus fieles, hay amor
 
y gozo la compañía 
de mis hermanos y Dios. 

Siempre veo a mis amigos 

en cada congregación 
y organizan festivales 
donde si puedo voy.

Además hay campeonatos 

y misiones que cumplir. 
Para mí es como un club 
sin rivales, soy feliz. 

Me quedé pensando entonces 

en él y lo que contase 
quedó solo, sin familia, 
encontró paz en lo que hace. 


El electrón
La gravedad no me afecta 
puedo a un muro atravesar 
y aunque invisible a tus ojos 
ya conoces mi entidad. 

Soy componente del átomo 

y ando siempre dando vueltas 
porque el núcleo me rechaza 
pues negativo me encuentra.

Publicar un comentario